¿Motor eléctrico o de gas?

El desarrollo de diferentes tecnologías de propulsión genera dudas en los compradores potenciales

Tesla

Estamos viviendo un momento de incertidumbre dentro del sector automovilístico. Un momento embrionario en las nuevas tecnologías de propulsión. No es raro ver actualmente coches híbridos o eléctricos circulando en nuestras ciudades. Sin embargo los tanques de gas están creciendo mucho y han puesto en jaque el futuro de los coches eléctricos hacia el que se había enfocado todo el sector y los primeros compradores.

Todo este cambio hacia las nuevas tecnologías de tracción viene dado y acelerado por las políticas urbanas y las nuevas legislaciones sobre medio ambiente y emisiones. Las grandes marcas automovilísticas han volcado todos sus esfuerzos en desarrollar estas tecnologías a la mayor brevedad posible para ir en consonancia con los compromisos legislativos de estos países.


Coche Eléctrico
Un coche es una inversión a medio y largo plazo y si bien los coches híbridos han sido un buen primer escalón para consumidor final, son muchos los que tienen grandes dudas a la hora de realizar una inversión de este calibre es un coche totalmente eléctrico o de gas. Pero, ¿qué tipo de coche es más ecológico y eficiente?

Los motores eléctricos tienen una huella medioambiental mínima y además de reducir la contaminación atmosférica también reducen la contaminación acústica. La conducción en este tipo de coches es suave, eficiente y no precisa de cambios de marchas. El handicap que encontramos con este tipo de coches es la autonomía. Aunque es un aspecto que han conseguido mejorar exponencialmente en los últimos años. Este tipo de coches está lejos de alcanzar la autonomía de los motores de combustible actuales. Actualmente existen modelos que llegan cerca de los 500 km de autonomía, cifra que las casas de automóvil esperan seguir mejorando.

Coche con gas comprimidoPor otro lado está el Gas como combustible alternativo, actualmente existen dos tipos GLP (Gas Licuado de petróleo) y GNC (Gas Natural Comprimido) Estas alternativas dan un mejor resultado en autonomía, muy similar a la de los motores actuales sin embargo aunque contaminan menos, sí que tienen cierta huella medioambiental al contrario que los coches eléctricos. Otra ventaja que tiene este combustible es que los tanques actuales son fácilmente adaptables al uso del gas mientras que los eléctricos emplean una tecnología totalmente diferente. Por último aunque el gas tienen un precio mucho más competitivo que los carburantes actuales, es un poco más caro que su competidor el motor eléctrico.

El debate está sobre la mesa y es difícil dar una respuesta concreta sobre cuál es mejor o cual se hará con el futuro global del mercado. La revista “Gran Auto” ha realizado un estudio comprando 8 automóviles diferentes con diferentes tecnologías y marcas y han destacado los coches híbridos enchufables como los más eficientes (rendimiento/consumo), seguidos de los vehículos de gas y finalmente los eléctricos. Con todos estos datos sobre la mesa solo queda una duda ¿Cuál prefieres tú?