La pizza gourmet gana protagonismo

La ensalada y la pizza se encuentran en los primeros puestos de los platos que más consumen los españoles en casa según un informe del ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación español. Pero la pizza también es un producto muy consumido fuera de los hogares, motivo que ha dado paso a una proliferación del tipo de establecimientos especializados en cocina italiana de calidad como Makekosa.

Pizzas con valor añadido

Los clientes cada vez tienen más claro lo que quieren y la calidad es uno de los elementos que más valoran. En este sentido, explica Rolando Sangiovanni de la pizzería Makekosa de Barcelona, “nuestras pizzas gourmet son las más cotizadas, por ejemplo, La Makekosa es la que más piden en nuestros clientes: una pizza muy completa que incluye productos como tomate San Marzano, mozzarella, spianata, nduja Calabrese, gorgonzola e hinojo”. En paralelo, añade, “también gusta mucho nuestra pizza Capricciosa, con tomate San Marzano, mozzarella, jamón cocido, champiñones, alcachofas, aceitunas negras y orégano”.

Más allá de los ingredientes que se colocan encima de la pizza, una de las claves del éxito de este plato está también en la masa. “La nuestra no es una pizza típicamente napolitana ya que utilizamos un blend de harinas integrales y semi integrales con levadura madre totalmente innovador en Barcelona que nos permite conquistar a una parte de clientes a los que les gusta una pizza más ligera y digerible”.

Barcelona, destino gastronómico

Barcelona se ha consolidado como un destino turístico destacado para los foodies, que buscan saborear lo último en gastronomía y descubrir también platos estrella de Catalunya y del resto de España. Pero también existe una gran cultura gastronómica entre los propios habitantes de la ciudad condal, que suponen también un motor económico para los restaurantes. En esta misma línea, explica Sangiovanni, “nuestros clientes base son los del barrio de Sant Antoni, que nos conocen muy bien y nos recomiendan: el boca a boca ha sido muy importante para nosotros”.

No obstante, matiza, “también tenemos a muchos clientes turistas, generalmente procedentes del norte de Europa y nos satisface mucho que vengan a comer a nuestro restaurante italianos tanto turistas como los que viven en la ciudad”. Unos comensales que, como concluye, “conocen muy bien los productos con los que elaboramos nuestros platos y saben que son de primera calidad, así que los valoran mucho”.

Una oferta gastronómica más allá de la pizza

A pesar de la gran acogida que tiene la pizza entre los comensales, los retos de Makekosa pasan por “seguir evolucionando nuestra oferta gastronómica y, sin olvidarnos de este plato que tanto prestigio nos ha dado, incorporar más platos a nuestra carta”. En sus palabras, “ya contamos con hasta 10 entrantes y 10 primeros platos, pero por ejemplo nos gustaría completar esta oferta con más pescado”.

Pero este no es el único proyecto en el que está trabajando Rolando Sangiovanni y su equipo, ya que como explica “nos gustaría replicar nuestro modelo de éxito en otros sitios fuera de Barcelona”.